Ir al contenido principal

El Flamenco, La Caña, el Polo y la Solea

Según opiniones de varias personas, dedicadas al estudio del Arte flamenco, como Isidoro Moreno, catedrático de Antropología, el flamenco ha estado marginado hasta hace, relativamente pocos años. Desde principios del siglo XIX y buena parte del siglo XX. Los grupos o personas que practicaban esta expresión cultural, pertenecían a sectores marginales, por tanto, el flamenco, se encontraba encerrado y circunscrito a unos grupos sociales de escasa "cultura". Por lo cual, desde el siglo XIX hasta hace pocos años, proclamar que el flamenco es cultura, escandalizaba a mucha gente que se consideraba culta. La Universidad y Conservatorios de Música Profesional eran como una propiedad de las élites de la sociedad española, por lo que, el flamenco no se ha introducido en estos estamentos para su estudio y análisis, debido a la mala reputación que arrastraba, al ser este, relacionado con tabernas, juergas nocturnas, y mujeres de dudosa reputación.
    En la actualidad, a pesar de todo, se sigue considerando por los cultos, como un arte menor, debido a que en los Conservatorios de Música, no se acepta esta música como culta.
    Dado que el flamenco como cultura, se ha mantenido siempre fuera de los núcleos de poder social, aunque en estos últimos años, comienza un cambio de ideas al respecto y, algunas Universidades como la de Málaga, Córdoba, Sevilla y Murcia, han introducido en sus aulas, cursos y muestras, debido al interés mostrado por los estudiantes, sobre todo en Andalucía, al estudiar su cultura histórica y antropológica. Por lo tanto, el flamenco comienza a disponer de un espacio, aunque, queda aún un largo camino que recorrer, hasta que se introduzca en todas las provincias españolas, de forma y manera como lo hizo en su día Alfredo Arrebola creando un aula de flamencología en la Universidad de Málaga y introducir en varios municipios el flamenco en la enseñanza secundaria.
Después de estos breves apuntes, sobre la cultura del flamenco, considero importante exponer unas breves notas sobre el Polo, La Caña y la Solea. Estos don primeros estilos, se atribuyen a Ronda y su comarca. La letra en la Caña a lude a Ronda, y el Polo se atribuye a Tobalo de Ronda, como su creador, cantaor  flamenco de principios del siglo XIX; aunque existen otras opiniones contradictorias. Siempre hay que tener presente, que el flamenco en sus orígenes, se ha transmitido por tradición oral en las sucesivas  generaciones.












Vista parcial de Ronda                                    Alfredo Arrebola
Por ello, existen tesis de otros investigadores, que presentan opiniones diferentes, diciendo que, tanto la Caña como el Polo son un estilo de Solea, que no evolucionaron con el transcurso del tiempo, quedándose anquilosadas sin evolución, por lo que, poco a poco se están dejando de interpretar por los profesionales.
  Dentro del compás de la solea, surgieron una serie de estilos afines y, que re realizan de un modo distinto, entre ellos se encuentran la Caña y el Polo, así como Alegrías, Cantiñas, y Bulerías, por lo que la Caña y el Polo son de características muy afines. Otras opiniones afirman que la caña y el polo son el mismo cante, que, debido a los diferentes cantaores que ejercieron estos estilos, fueron denominados con estos nombres.
   Juan de la Plata, en una entrevista en "Lo Jondo" afirma. "La Caña y el Polo son el mismo cante y por lo tanto el Polo no existe, es un cante por Solea creada por un cantaor natural de Ronda,llamado Cristobal Polo ,que dio este nombre de Polo, a su solea. La Caña es un estilo diferente, de la cual, el polo toma parte de ella,aunque no tiene nada que ver".
Por otra parte, J. M. Caballero Bonlad, opina casi de la misma forma. "La Caña y el Polo son dos clases de soleas, que se quedaron a medio camino, no sufrieron ninguna variación, por lo que son monótonas, debido a los ayeos que se incorporaron a sus letras, haciéndolas pesadas y aburridas, si se eliminan estos ayeos, se transforman en una solea, por ello existe una solea llamada Apolá, que desiste de estos ayeos propios del Polo, ganando en libertad y alegría musical". 
Estas y, otras más opiniones, determinan las dificultades que existe en el flamenco, para llegar un punto concreto en la historia del mismo, debido como siempre a la falta de testimonios escritos fiables.
  De todas las formas y maneras, lo importante, es que estos estilos están grabados, para la posteridad y estudio de este arte, como muestra este vídeo, la caña cantada por Rafael Romero "El Gallina" y el polo por Jacinto Almaden.

Son considerados, como los primeros cantaores sevillanos de soleas, La Andonda y Ramón el "Ollero", ambos nacidos en el siglo XIX, Por ello, se considera al barrio de Triana (Sevilla) la cuna del cante por solea.
Principiado el siglo XIX, se produce en Triana una persecución contra los gitanos, de cuyo resultado se da una dispersión de estos por muchos puntos de Sevilla, creando asentamientos en las localidades próximas a Sevilla, como; Mairena del Alcor, Utrera, Marchena, Alcala de Guadaira, Morón o Lebrija, entre otras.Lugares y poblaciones, que con el transcurso de los años, surgen focos con acentos propios de solea,diferenciándose de los patrones de Triana,dando paso y nombre a otras formas de solea, que toman el nombre de sus creadores o lugar de denominación.
Manuel Rios Ruiz, expone: "El cante por solea define el grado de preparación y cualidad artística de un cantaor, al no estar sujeto a la apoyatura del desgarro, como en la Seguiriya, siendo la solea un compendio de estilos y formas".Creo que no le falta razón. La solea se toma como base un compás elaborado y, que al ser cambiado de velocidad da paso a otros estilos como la Bulería, y la Alegría,por lo que el espíritu y la estructura emocional del cante varia en otra forma, aunque la medida sea la misma .
Esto se puede ver y escuchar en este vídeo explicado por Cristina Cruces.

Después de estas pequeñas consideraciones, espero que poco a poco y con el tiempo, ¡ojala! no tarde mucho, el flamenco pueda ser considerado con el respeto que se merece y, entre todos lo pongamos en el lugar que debe de estar, Universidad y Conservatorio de Música Profesional.







Comentarios

Entradas populares de este blog

Edu Hidalgo, cantaor flamenco de la nueva generación

Hace tiempo que me hago esta pregunta, ¿esta en decadencia el flamenco en Valladolid?. En la actualidad ya no tengo ninguna duda. Creo que si. Dado los últimos acontecimientos, que se están produciendo en esta ciudad con los sucesivos cancelamiéntos de diferentes recitales por falta de afluencia pública a los mismos. Teatros como el Carrión, Zorrilla y Cervantes presentan a destacadas figuras del flamenco, como; Arcangel al cante, Antonio Canales al baile, el joven y virtuoso guitarrista Amos Lora, y poco asistencia al Calderón en el espectáculo de baile presentado por el Ballet Nacional de Andalucía, hace entrever que la afición al flamenco en Valladolid se encuentra en franca decadencia en estos últimos años. Sobre ello espero poder reseñar los próximos meses de Noviembre y Diciembre que presentan nuevos recitales de jóvenes que luchan por abrirse camino en este difícil y escabroso arte. Esperemos que solo haya sido un pasajero lapsus del principio otoñal y, se puedan mejorar las n…

El flamenco en Valladolid- recital de Ezequiel Benitez

En los últimos días de noviembre y primeros de diciembre del presente año 2017, después del fracaso por la falta de asistencia de público y la afición flamenca de esta ciudad de Valladolid, donde  los anteriores recitales programados, con las pretendidas actuaciones del cantaor Arcangel, el bailaor Antonio Canales, el guitarrista Amos Lora, en los respectivos teatros de la ciudad, como el Zorrilla el Carrión y, otras en el teatro Cervantes, con los recitales de la cantaora zamorana Eva Valle, la bailaora Lita Blanco y su grupo. El futuro no se presentaba prometedor, para los siguientes acontecimientos, sin embargo el acto de reconocimiento al guitarrista local Luis Lara, presentado por algunos aficionados en el teatro Cervantes el pasado domingo día 19, arrojo un poco de luz sobre el futuro incierto  del flamenco en esta ciudad.    De esta forma, el recital que ofreció el pasado sábado día 2 de diciembre en el teatro Carrión, el cantaor Ezequiel Benitez, sobre su disco "Quimeras…

Recital de Silvia Verdugo en la cafetería del Teatro Zorrilla.

Recordando las veladas que se ofrecían en el viejo café España, por donde pasaron primeras figuras del cante y toque flamenco, como Manuel Agujetas, Meneses, Diego Clavel,entre otros muchos que están en mi memoria, a sí como guitarristas de la categoría de Antonio Carrión, y Paco Cortés. En la noche del viernes pasado día 9 de Marzo 2018, en la cafetería del teatro Zorrilla de Valladolid, encla vado en los antiguos soportales de la plaza mayor de esta ciudad. Regentada esta cafetería por Santy, quien en años pasados regentó y dirigió el café España, último icono del  café cantante de esta ciudad, recuperando el pasado, ofreciendo a sus clientes y aficionados al flamenco local la posibilidad de volver a las noches nostálgicas flamencas, con la presencia en este nuevo espacio de la cantaora Silvia Verdugo acompañada del guitarrista Miguel Uña.
Pasados unos minutos de la hora anunciada, en espera de su presentación por parte de la dirección, con el local completo de aforo, inició el rec…